Buster Keaton

A Joseph Francis Keaton le apodó Buster su padrino, Harry Houdini, quien lo bautizó así tras verlo caer de una escalera sin una sola herida a la edad de tres años. (Si alguno sabe lo que significa “buster”, le podéis dar sentido al post)

Su padre  realizaba un número acrobático en el vaudeville junto a su mujer. El espectáculo debía de ser bastante impresionante, ya que Keaton hijo era lanzado desde un lado a otro del escenario y pisoteado. El sketch se llamaba El estropajo humano y sus padres fueron interrogados por las autoridades en varias ocasiones para comprobar que Buster no salía dañado. (¡Cualquier tiempo pasado fue mejor!)

Buster Keaton

Aunque en el momento de su estreno fue un fracaso comercial, hoy día “El maquinista de la general” es considerada una obra maestra.

Buster falleció a la edad de 70 años tal día como hoy en 1966, después de varias décadas condenado al olvido.

Felicidades, Robert Duvall

Hay que ver la ristra de personajes ilustres que ha acuñado el bueno de Robert Duvall:

Comenzó su carrera dándole vida al pobre Boo Radley en “Matar a un ruiseñor”.

Encarnando al Coronel Kilgore en “Apocalypse Now” ya ganó mi admiración:

Pero es que además, dio vida a Tom Hagen, el mejor “hijo” de Don Vito Corleone, la balsa de aceite en el mar de sangre:

Robert Duvall - Tom Hagen

A la derecha del Padre

Aunque el Oscar no lo ganaría por ninguno de los dos papelones anteriores, sino metiéndose en la piel del cantante de country venido a menos Mac Sledge en “Gracias y Favores“, en 1983.

robert-duvall-oscar

Hoy cumple 87 años y se merece nuestra más sincera felicitación.

David Hemmings

David hemmings

Coincidiendo que hoy se cumplen años de la muerte de David Hemmings (1941-2003), aquí van algunas perlas sobre esta figura pop:

  • Empezó muy chiquitito cantando como soprano en el colegio
  • A mediados de los 60, Antonioni le desfubrió en un teatro de Londres y le hizo inmortal en “Blow Up”
  • Fue candidato a interpretar a Alex en una adpatación al cine de “La naranja mecánica” en 1967. El proyecto se descartó.
  • Dirigió a Bowie y Dietrich en “Just a gigolo” (1978). Fue tan mala que el propio Bowie dijo que había sido como las 32 películas de Elvis metidas en una sola.
  • En 1967 grabó un single escrito por Gene Clark, y un LP, donde participaron miembros de The Byrds.
  • Murió currando en Bucarest un día como hoy de 2003, en el plató de “Blessed”, de un infarto.

Ea.

Harrison Ford

HArrison Ford

Un 2 de diciembre de 1957 moría el actor  Harrison Ford.  😀

Harrison fue un actor estadounidense de la era del cine mudo de los años 1910 y 1920.  Actuó con estrellas tales como Constance Talmadge, Norma Talmadge, Marie Prevost, Marion Davies, y Clara Bow. No me digáis que no conocéis a ninguna de ellas.

Harrison Ford fue uno de los actores para los que el advenimiento del cine sonoro significó el fin de su carrera, haciendo su última aparición en una película en 1932.  Al final se reconvirtió al teatro y dirigió producciones para el Pequeño Teatro de los Verdugos en Glendale (California). Vaya pedazo de nombre para una compañía teatral..

Al comienzo de los 50s, fue atropellado por un automóvil mientras caminaba. Nunca se recuperó por las severas heridas que recibió, y murió en 1957.

Por su contribución a la industria cinematográfica, Harrison Ford tiene una estrella en el Paseo de la Fama de Hollywood, 6733 Hollywood Boulevard, Hollywood, California.

Como anécdota, el actual Harrison Ford dice que cuando llegó a inscribirse en el  Registro de Actores de Hollywood le dijeron que no podía usar ese nombre porque ya hubo un actor con ese mismo nombre. Así que para su primer pequeño papel (el western de 1967 que todos habréis visto, “A time for killing”), se registró como Harrison J. Ford, aunque finalmente le dejaron eliminar la J.

Edie Sedgwick. La genuina femme fatale

edie sdgwick, la femme fatale

Hace unos años  descubrí que la femme fatale a la que hace referencia la gran canción de Velvet Underground, que en su día susurró Nico, fue una chica de la factoría de Andy Warhol, Edie Sedgwick. Una mujer que se bebió su vida a grandes sorbos y nos privó de su belleza a la temprana edad de 28 años un 16 de noviembre de 1971. Una sobredosis de barbitúricos tuvo la culpa.

En 1965, con 22 años, conoció a Andy Warhol, en cuya factoría empezó a trabajar, rodando varias películas y cortos a sus órdenes.

Durante esa época conoció a Bob Dylan, y se dice que tanto el disco de Dylan “Blonde On Blonde”(1966) como la canción “Just Like A Woman”, están inspirados en ella.

Los años siguientes estuvieron marcados por su adicción a las drogas y el progresivo deterioro de su salud mental, saltando de ‘party’ en ‘party’, hasta que el 15 de noviembre de 1971 se pegó su última fiesta, después de un pase de modelos en el Santa Barbara Museum, de la cual nunca se despertó.

En diciembre de 2006 se estrenó la película “Factory Girl”, en la cual Sienna Miller da vida (y muerte, se supone) a Edie.

Steve McQueen

Steve McQueen con su guitarra

Uno de nuestros actores favoritos – no porque fuera más bueno o más malo, si no porque es uno de nuestros actores favoritos -, moría de cáncer un día como hoy de 1980, a los 50 años de edad. Y aunque nos cae muy bien, es uno de los principales culpables de la saturación de persecuciones automovilísticas en las películas, algo que debería estar prohibido por lo aburrido que es..

Como su biografía y su filmografía y todo eso es muy accesible, aquí os dejaré sólo algunas píldoras sobre su persona, para conmemorar el aniversario de su temprana muerte:

  • Para todos los que piensen que es un nombre artístico (“¿quién se va a llamar Steve McQueen de verdad?”), su nombre es 100% real. Nació Terrence Steven McQueen.
  • En su infancia, y con esa cara que tenía, lo más lógico es que fuera un chico conflictivo, carne de reformatorios.
  • En la mili alternó el boliceo con actos heroicos, rescatando a 5 compañeros de un tanque antes de que se precipitara al mar (esto me lo podía haber ahorrado, ¿verdad? No dice nada).
  • Papeles que no aceptó, por diferentes causas: “Desayuno con diamantes”, “Dos hombres y un destino” (Haciendo de Robert Redford), “Apocalypse Now”, “Harry el Sucio” o “Encuentros en la 3ª fase” (Esto te ha gustado más, ¿eh? Que lo zé yo)
  • Su nombre apareció en la lista de Charles Manson como candidato al sacrificio.
  • El cáncer que acabó con su vida en una clínica de Chihuahua, México, se originó por la sobreexposición de Steve al asbesto , un mineral muy parecido al amianto, con el cual se elaboraban en la época trajes y cascos de automovilistas. No sé si se sigue utilizando. Hace mucho que no me compro un traje de Fórmula 3000.
  • En el mundo Pop, que es a lo que vamos, aparte del conocido álbum de Prefab Sprout, “Steve McQueen”, el actor aparece en “Daylight”, de The Kinks, es referenciado en “Star Star” de The Rolling Stones y le da título a una canción del gran Kurt Wagner.

 

Jean Seberg

Jean_Seberg

Otra actriz icono, a la altura (o unos escalones por debajo, mejor dicho, vale) de Audrey Hepburn, pero con una vida mucho más azarosa y trágica, lo que le da el morbo de enfant terrible que la primera no tenía.

La categoría de icono le vino pronto, en 1959, al protagonizar muy graciosamente “Al final de la escapada” (A Bout de souffle), junto a un Jean Paul Belmondo desquiciante.

El comienzo de su tragedia lo podemos situar en la segunda mitad de los sesenta, cuando comienza a apoyar la causa de los indios nativos americanos, e incluso la del movimiento de los Black Panthers. Por ello, el FBI empieza a considerarla peligrosa para el país, y comienza a vigilarla e intervenir sus teléfonos. En 1970, estando embarazada de 7 meses, el FBI difunde la historia de que el padre del bebé no es su marido, sino un miembro de color de los Black Panthers. El bebé nace el 23 de agosto, pero muere 10 días después. En una conferencia de prensa, Jean mostró fotos del feto para demostrar que no tenía ascendencia africana.

A raíz de todo esto entró en barrena, con fuertes depresiones e intentos de suicidio. Aún así tuvo tiempo para casarse en 1979 con un playboy argelino y se establecieron en Barcelona, de de salió por patas hacia Paris al poco tiempo, acusándole de maltratarla.

En agosto de 1979 desapareció durante 11 días, y el 8 de septiembre fue encontrada muerta en el asiento trasero de su coche, debido a una sobredosis de barbitúricos y alcohol, con una nota de suicidio en su mano: “Forgive me. I can no longer live with my nerves.”

Lee Marvin

El 29 de agosto de 1987 moría repentinamente de un ataque al corazón  Lee Marvin, en Tucson, Arizona. Tenía 63 años.

Y de regalo esta grandiosa secuencia de  “La leyenda de la ciudad sin nombre” con la no menos grandiosa canción principal.