John Bonham

Tumba de John Bonham

John Paul Jones y el asistente de Robert PlantBenji LeFevre, encontraron muerto en su cama, en la mansión de Jimi Page, a John Bonham la mañana del 25 de septiembre de 1980, ahogado en su propio vómito. El día anterior John llegó a consumir unos 40 chupitos de vodka en 12 horas (16 durante el desayuno -empieza el día con energía, decía un anuncio-,  y el resto a lo largo de la jornada).

Aunque se rumoreó la sustitución de Bonham por otro batería, el 4 de diciembre de 1980, Led Zeppelin, en nota de prensa, anunciaba su separación al no concebir la continuidad de la banda sin su batería original.

El batería a quien John relevó en Nick James Movement no era otro que Bev Bevan, componente después de Move y de la Electric Light Orchestra. Era conocido como el batería más duro y potente de las Midlands, cuando aún el joven Bonham estaba aprendiendo a tocar:

“Mi primer recuerdo de John es de cuando venía a verme cuando yo tocaba en Denny Laine & The Diplomats, hacia 1963, y con Carl Wayne & The Vikings en 1964, justo antes de fundar Move. Yo era el batería que tocaba más fuerte de la zona y si John aprendió algo de mí fue que los tambores están para golpearlos, no para hacerles cosquillas… Creo que solía sacar algunas ideas de verme tocar, hasta que me superó y llegó a ser el mejor batería de rock de todos los tiempos.” (“El Rugido del oso”, de Chris Welch y Geoff Nicholls, Ediciones Lenoir)

La primera vez que oí hablar de Bonham fue en la canción de Barón Rojo, “Concierto para ellos” (¡¡¡mítico álbum “Volumen Brutal”!!!. Era el único de la ristra de muertos ilustres que no me sonaba de nada (aunque dudo que supiera en 1982 quién era Duane Allman también) . Seguramente mi amigo Manuel me sacó de dudas en el recreo).

Va por Manuel entonces.

Comments (7)

  1. Dichosos los ojos!

  2. No nos banees, please, que somos especie en peligro de extinción. Bonzo The Great sigue vivo, el otro día me tomé unas cañitas con él y con Elvis.

  3. oyes, aquí hay gente con más de 40¡¡¡¡

    bastante más¡¡¡¡

    uno hasta está muerto y enterrado¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡

    hombre, fuller, banéalos a todos YA¡¡ esto es intolerable¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡

    jajajajajajajajajajajajajajajajaja….

  4. en cada concierto de rock ‘n’ roll
    las campanas doblan por bon scott
    por janis, lennon, allman, hendrix
    bolan, bonham, brian y moon
    por janis, lennon, allman, hendrix
    bolan, bonham, brian y moon.
    gracias por la dedicatoria primo,la verdad que bonham y bon scott eran los mas identificables para mi de la lista en esos tiempos en que el resto de la clase seguia escuchando a parchis o enrique y ana,lo cual no esta nada mal…ejem,ejem.al resto ya los fuimos descubriendo con el tiempo

  5. también había oído esta historia, pero no le hice caso, pensé que eran las típicas habladurías sobre cocoteros ingleses.

    me alegro de que me hayas sacado de mi error. ya que estás ¿puedes sacarme de pobre?

  6. Acabo de hablar con John Paul Jones por teléfono para que me aclarase tu duda, safont. Aquí transcribo la charla:
    – Hola, hi, John?
    – Sí, al aparatou. ¿Quién es?
    – Soy León, de carleso.com
    – Hombre, León, ¿qué tal va todo? Ya vi el blogsonoro, muy bonito
    – Gracias. Es que, verás, safont cree que el día anterios a la muerte de John, éste había salido de un hospital donde le dijeron que si volvía a beber palmaba (palabras textuales de safont)
    – Ahahahaha, el bueno de Safont. Aún estoy esperando queme mande su libro para leerlo.
    – Ya, yo también
    – Bueno, pues dile que no se crea ni la mitad. En esos momentos estábamos todos excitados por la inminencia del tour en Estados Unidos, y es falso eso del hospital. Lo más que pasó fue que visitamos un centro de salud en Windsor poqeu John y Robert se subieron borrachos a un cocotero inglés, y el primero cayó al suelo de cabeza. Ya ves que Keith Richards no fue el primero.
    – Vaya, eso lo sabe poca gente.
    – Pues sí. ¿Queda mucho de entrevista, León? vamos a salir de esto ya, ¿no?
    – Sí, salgamos de esto. Ok, John Paul, muchas gracias por tu tiempo, ome.
    – Denada, ome.

  7. tú que lo sabes todo, ¿sabes si es cierta la leyenda que cuenta que había salido el día anterior de un hospital en el que le dijeron que si volvía a beber alcohol palmaba?

Add Comment