Paul Williams

paul-williams-temptations

Paul Williams se pegó un tiro en la cabeza un día como hoy del año 1973. Una década y algo más antes, se había convertido en co- fundador y voz principal de The Temptations, grandes a rabiar.

Paul conoció a Eddie Kendricks tras una pelea en el instituto y se hicieron amiguitos (esto, trasladado al fútbol, sería como si Iniesta y Messi hubiesen ido juntos al cole). Años más tarde formarían The Temptations, en el cual Kendricks haría las canciones que requerían falseto (ese “Get ready”!), y Paul llevaría la voz cantante en la mayoría de los temas, amén de encargarse de la coreografía. No en vano, era el mejor bailarín del grupo, que lo sé yo. También se encargó de la coreografía de The Supremes (¿quien no recuerda la coreografía de “Stop! (in the name of love)“).

Bueno, el caso es que era un hombre aquejado de una enfermedad en la sangre, que fue mermándole cada vez más al punto de que a finales de los 60 casi no podía mantenerse en el escenario, con lo que pasó a cantar cada vez menos,  y más tarde nada, sólo encargarse de la coreografía (en terminos futbolísticos, pasó de delantero centro a utillero), hasta que acabó por retirarse del todo.

Un 17 de agosto de 1973 se retiró definitivamente de la vida.

 

Comments (1)

  1. Fué un animal de escenario..

Add Comment